Banco Macro aplica una vieja máxima: “Si no está roto, no lo arregles” (cuidan clientes actuales, buscan nuevos)

Aunque los números de su balance vienen bien (están por informar 4Q en estos días), desde Banco Macro saben que la economía golpea la capacidad de pago de sus clientes y se enfocan en cuidar el sobreendeudamiento de su cartera y buscar nuevos clientes para sumar al sistema.

Image description

Luego de un año con Jorge Brito autoexcluido de la presidencia (medida preventiva ante el avance de causa Ciccone), la vida sigue su curso en Banco Macro: como todos los bancos ganó buen dinero, más producto de las inversiones en Lebacs, Leliqs y otros encajes remunerados que por su giro de negocio.

“Fue un año complejo -analiza Milagros Medrano (foto), vocera del Macro-; un año para buscar nuevos clientes y cuidar a los actuales en sus niveles de endeudamiento”. Es que con la recesión y el “torniquete” monetario, los niveles de mora subieron, aunque no están en niveles alarmantes.

Durante la tormenta financiera, el Macro salió a recomprar acciones cuando sus directivos entendían que el valor del mercado no reflejaba la situación real de su negocio. “Tenemos un claro mandato de honrar a nuestros inversionistas y eso hacemos”, resume Medrano.

¿Cómo ves la irrupción de los bancos digitales? -le preguntamos en la reunión con prensa que el equipo de Macro hizo en Nórdico.

No creo en un banco 100% digital… lo puede haber, pero la gente no va a tener como banco principal un banco 100% online. Eso vemos en EE.UU. y varios mercados donde las propuestas conviven. En Argentina, además, hay un 40% de la población no bancarizada, así que hay bastante camino por recorrer aún.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios:

18/01/2019 - 11:08

"No creo en un banco 100% digital…", obvio que no..., no pueden, no saben, no quieren, ser eficientes personalmente ni imaginar si fuera totalmente digital. El problema no es el 40% de la población no bancarizada, el problema es que ni siquiera face to face saben como resolver los problemas. El personal, por asi denominarlo de alguna forma, integrante de Atención al Cliente, deja mucho que desear. Desde que se desarmo el Centro de Capacitación, porque ahora todo lo quieren "digitar" desde la CABA, ir a hacer una gestión es mas fácil tratar con algún Chiita que con uno de los que están sentados, cómodamente, detrás de un escritorio. Eso, a la larga, o a la corta, hace que la gente quiera "bancarizarse" pero en otro Banco, donde le expliquen como hacerlo y no morir en el intento.

Marcelo Eduardo Tysko
17/01/2019 - 20:08

La verdad es que despues de mas de 10 años de ser cliente, este ultimo año no me cuidaron para nada, ahumentaron las comiciones, falta de atencion por parte de la ejecutiva de cuentas